Ice cream Cookie Monster!

escrito por

¡Todavía no se acaba el verano! Y, aunque en varias ciudades ya se siente la inminente llegada del otoño, este postre es ideal para cualquier época del año o cualquier momento del día, pues combina lo calientito de una galleta recién hecha con el irresistible sabor de un helado frío. (Sí, lo sabemos: adicción total).

Combinación de texturas + deliciosos sabores = postre increíble

Pero aunque estés pensando que es el postre más sencillo de preparar, espera un momento porque hacerlo tiene su ciencia y aquí te lo explicamos:

– La diferencia NO está en el sabor, sino en la textura. Así que debes esperar un rato antes de sacar las galletas del horno y colocarles el helado encima, pues deben de estar lo suficientemente calientes para que las chispas de chocolate se derritan, pero no te quemen la mano.
– Saca del congelador el helado justo antes de colocar las bolas de nieve sobre tus galletas. El envase no debe permanecer más de 5 minutos afuera del refrigerador o la nieve se derretirá y tu postre se convertirá en un verdadero desastre aguado.
– Siempre presiona con cuidado, intentando no romper las galletas. Recuerda que el helado está congelado y esto puede dificultar esta tarea, por lo que es importante ser precisos a la hora de colocar las bolas de nieve.

Ahora sí, la receta mágica de las galletas deliciosas:

Ingredientes:
2 1/4 tazas de harina

1 taza de mantequilla
3/4 de taza de azúcar
3/4 de taza de azúcar morena
1 cucharadita de polvo para hornear
1 cucharadita de sal
1 cucharadita de esencia de vainilla
2 piezas de huevo
2 tazas de chispa de chocolate

Preparación:

Pre calienta el horno a 180°C. Bate la mantequilla a temperatura ambiente con el azúcar y el azúcar morena hasta obtener una mezcla esponjosa.
Agrega la vainilla y los huevos, bate bien.
Mezcla en otro recipiente la harina, la sal y el polvo para hornear. Agrega poco a poco a la mezcla anterior y continua batiendo hasta incorporar todos los ingredientes.

Agrega las chispas de chocolate y mezcla con una cuchara.

Prepara dos charolas para hornear con mantequilla untada y harina espolvoreada encima; coloca con una cuchara bultitos de masa de galleta hechos con tus manos.

Hornea por 20 minutos o hasta que las galletas estén ligeramente doradas. Retira del horno.

Haz tus sándwiches helados con bolas del sabor de tu helado favorito.

Disfruta. 

Las mejores combinaciones son las de: vainilla con chocolate, menta con chocolate, fresa con vainilla y nuez con vainilla. ¿A ti cuál se te ocurre preparar hoy? ¡Queremos saber!

______________________________________________________________________________________________________________________________________